martes, 12 de abril de 2011

El Ilusionista

El director francés Sylvain Chomet acomete su segundo filme de animación utilizando un guión de Jacques Tati que no fue llevado a la pantalla grande, en un claro homenaje a su compatriota dedicado a su hija Sophie. En la cinta el personaje principal se hace llamar como el famoso director en su apellido completo Tatischeff y es un mago de cierta edad que empieza a sentir la dificultad de ejercer su oficio en un mundo cambiante; es el tiempo del fanatismo juvenil por el rock y los clásicos espectáculos como el ilusionismo han dejado de estar en los teatros con asiduidad, muy pocos acuden a ver los eventos, lo que hace una difícil supervivencia en éste tipo de arte.

Con una clara representación al estilo de Tati, un cine casi mudo, gestual, suavemente cómico, y tierno, se nos pasea por la vida de éste mago que viaja por el Reino Unido tratando de encontrar lugar donde presentarse; en Escocia conoce a una jovencita pobre y solitaria que decide seguirlo como si fuera su hija; la muchacha de nombre Alice cree en la magia y suele pedirle ropa o zapatos encantada por el deseo de disfrutar de lo que no está a su alcance. El mago que pasa apuros económicos trata de complacerla y le regala lo que a ella le hace ilusión. Hay un cierto egoísmo o falta de sentido de la realidad de parte de la chiquilla y un excesivo paternalismo de parte del ilusionista que a como dé lugar busca hacerla feliz sin tener parentesco sanguíneo con ella. En la trama vemos personajes del medio artístico que se ven afectados por la nueva época, un titiritero y un payaso; uno se vuelve un indigente y el otro trata de suicidarse.

La trama es un vaivén por las presentaciones del ilusionista, el cariño enternecedor hacia la pequeña y la supervivencia en medio de una realidad adversa. Las ilustraciones son muy elaboradas, con grave detallismo y belleza visual, tienen el toque del realismo en sus trazos, se ha hecho una exigencia indispensable para mayores efectos la expresividad corporal de las caricaturas al ser el medio de empatía con el espectador.

La historia está plasmada con una fehaciente dulzura y rodeada de un aire melancólico o nostálgico aunque en Tatischeff yace el optimismo o por lo menos no muestra rasgos de infelicidad si bien se siente algo abrumado y cansado por algunos escollos y necesidades que el guión nos describe. El relato está muy bien manejado tanto que no hacen falta los diálogos para transmitir ideas o sentimientos lo cual es un éxito de la imitación del cine de Tati. Hay ocurrencias que vienen a ser graciosas aunque sutiles y es un dibujo que mezcla la seriedad que ronda en el mundo con la fantasía visual propia de los dibujos animados. El mago trata de hacerle creer a la chiquilla que aún existe la magia y que el mundo es un lugar hermoso, la pequeña muestra sentimientos nobles en retribución a su protector y hacia quienes la rodean en el hotel en que están instalados a pesar de su exaltada inclinación por vestir bien que es natural en la vanidad de cualquier adolescente todavía provista de un aura de inocencia porque ella aún guarda esa esencia a pesar de su patente pobreza. El ilusionista es un solitario, impoluto, transparente y educado hombre mayor de buen corazón que se identifica con la indefensión y estado de abandono de Alice a la que adopta sin muchos remilgos o disquisiciones, tampoco le impone nada y más bien es una suerte de bendición para la joven, entregándole casa, comida, ropa, paciencia, comprensión y libertad. Ese vínculo hace flotar en el aire un sentimentalismo patente que no es pegajoso ni recargado ya que las manifestaciones del ilusionista son más producto de regalos, trucos de su repertorio mágico y cuidados que próximos al sobre-proteccionismo, autoridad o a los abrazos, besos o palabras, el amor se asienta en los actos como los sacrificados trabajos extras que debe cumplir para solventar los requerimientos materiales de la joven.

Ésta película estuvo nominada a mejor animación en los últimos Premios Oscar y perdió contra Toy Story 3 (2010) lo cual puede llegar a ser discutible siendo productos de diferente factura, conformación y sentido; ésta es una realización madura apoyada en un contexto realista anclado al humanismo y al altruismo de su personaje principal, en la muestra del amor desinteresado en pos del rescate del espíritu más idealista, pero que mantiene una elocuencia contendiendo los pies sobre la tierra solo que disfraza la verdad para que otros encuentren la alegría, por algo el mago sigue ejerciendo su duro oficio que profesa sueños y que logra salirse del espectáculo para ser llevado al mundo; es un hombre que ya no genera admiración en un escenario, pero que no solo es apariencia, sino profundidad que se esfuerza por mantener un mensaje que lastimosamente se hace caduco y que solo puede ser reemplazado cuando el planeta se convierta en un sitio mejor, por eso aparece la carta confesando que no existe la magia, como forma de crecer, siendo la idiosincrasia de la vida. Luego el ilusionista sigue su ruta como el ángel que ha cumplido su misión.

12 comentarios:

  1. Pensaba por el título que el post versaría sobre la película de Edward Norton (que me gustó mucho) pero me he llevado una agradable sopresa. La veré ya que has despertado mi curiosidad, me encanta el (buen) cine de animación, creo que permite ciertas cosas imposibles en el "real"
    Un saludo

    ResponderEliminar
  2. El cartel es una preciosidad, toda una obra de arte, a ver si no resulta difícil poder ver esta peli,t iene buena pinta. Un abrazo

    ResponderEliminar
  3. Ya había oído que El ilusionista estaba muy bien. Estaba cantado que Toy Story 3 se llevaría el Oscar, a mi me gustó pero me cansa un poco que sólo se tenga en cuenta la calidad de los productos de Pixar. Por lo que dices El ilusionista parece una obra mucho más madura y reflexiva, me han entrado ganas de verla. Muy buena crítica. Un abrazo!

    ResponderEliminar
  4. Es tremendamente interesante, pese a ser una historia relativamente sencilla.
    Es muy curiosa, me recordó a las de la vieja escuela, cosa que me gustó mucho.

    =)

    ResponderEliminar
  5. No la he podido ver, pero espero poder hacerlo, pues las peliculas de animación si son buenas, resultan muy amenas y entretenidas. Al leer el título también pensé que se trataba de la interpretada por Edward Norton, pero al ver tan fabulosa ilustración me dí cuenta de que no era así. Ha sido mi descubrimiento de hoy, y me encanta aprender cosas nuevas, así que haré lo posible por ver esta película , que aunque sea de dibujos animados, por la descripción tan fantástica que has hecho de ella conseguirá emocionarme seguro. Esa es la verdadera magia del buen cine, que consigue trasmitir emociones ya sea con personas de carne y hueso, o mediante dibujos. Un saludo.

    ResponderEliminar
  6. Reconozco que no conocía la peli pero has conseguido despertar mi curiosidad. Espero que esté en dvd para poder disfrutar de esta película que promete ser una delicia visual.
    Besotes!!!

    ResponderEliminar
  7. Ya quería verla antes, pero se me había acabado pasando. Me has hecho recordarla, así que voy a ver si la encuentro. Gracias Mario.

    ResponderEliminar
  8. El cartel es precioso y sugerente. La película no la he visto pero la historia entre la chica y el protagonista da mucho juego tanto como para despertar mi curiosidad a pesar de ser de animación. Un saludo

    ResponderEliminar
  9. El cartel me encanta y por lo que cuentas la película merece la pena. La apunto en mis pendientes.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
  10. Qué ganas tengo de ver (entera) esta peli. Tan sólo he podido ver el comienzo, y me parece brillante. He leído muy buenas opiniones.

    Me hago seguidor de tu blog.


    Un saludo!!!

    ResponderEliminar
  11. Todo lo de Jacques Tati es de una calidad superior, muchos se han inspirado en su arte, las vacaciones del señor hulot es también una imprescindible.
    Saludos
    Patri

    ResponderEliminar
  12. Excelente película. En unas semanas saco el post sobre esta película. La vi con mi sobrino y mi sobrina (los dos son pequeños) y les gusto, aunque les parecio triste el final. Saludos.

    ResponderEliminar

Deja tu comentario con educación. No coloques spam ni enlaces a otros espacios ajenos a la bitácora, salvo que aporten al tema tratado. Evita dar spóilers si bien todo aporte argumental puede expresarce con sutileza. Sino discúlpanos pero no será publicado. Y, bienvenido. Tu respuesta es de mucho valor. Muchas gracias por participar.